No me gusta mi nuevo trabajo ¿debo renunciar?



Has conseguido lo que creías que era el trabajo de tus sueños. Cada etapa de la entrevista estuvo sin problemas - demostraste tus habilidades y experiencia, y tu potencial jefe te enseño la posición y los beneficios de unirte a la empresa. La empresa parecía entusiasmada con hacerte una oferta. Y luego, con la oferta aceptada, fue emocionante dar tu aviso de renuncia (o decirle a tus amigos que finalmente conseguiste trabajo después de un largo período de desempleo!). Todo parecía estar bien.



Ahora has estado a laborando hace unos días ... una semana ... tal vez incluso un mes. De repente, no estás tan seguro de haber tomado la decisión correcta. El trabajo que parecía un sueño comienza a sentirse como una pesadilla. Tal vez la posición no es lo que pensabas que sería; es demasiado concreto, demasiado amplio, no lo suficientemente desafiante, o más de simple de lo que imaginabas. Tal vez la empresa no está midiendo. O, tal vez, tu jefe no es el mentor de apoyo, que pensabas sería.


Decidir si dejar un trabajo al que recién ingresaste

En un estado de confusión, te preguntas qué debes hacer. ¿Soportar hasta el fin? ¿Por cuanto tiempo? ¿Salir? ¿Y que? La decisión de quedarte o dejar un nuevo trabajo es personal, sin respuesta correcta o incorrecta, ya que la situación de cada uno es única. Y la mayoría de la gente, en un momento u otro, se ha enfrentado a este dilema. Para ayudarte a pensar atravesar tu próximo movimiento y determinar lo que es adecuado para ti aquí hay algunas preguntas que usted puede desees preguntarte:

¿Es sólo por ser un trabajo nuevo? 

Cambiar de trabajo puede ser una experiencia inquietante. En tu trabajo anterior, sabías como era todo - sabías lo que se esperaba de ti; sabías tu trabajo; conocías a los participantes; Sentías que pertenecías. En un nuevo trabajo, sin embargo, toma tiempo aprender las cosas y sentir que realmente estás agregando valor. A veces es mejor darte tiempo para superar la "novedad" y luego decidir si el trabajo es el adecuado para ti.

¿Puedes trabajar con tu jefe? 

Los encargados de selección a veces exhiben la mejor imagen en una entrevista, luego, cambian totalmente cuando el nuevo empleado llega. Aunque tu jefe no sea el apoyo que pensaba que sería, ¿puedes vivir con el cambio? Si es así, puede valer la pena quedarte. Si, pese a esto, sientes desesperación cuando llega el lunes por la mañana o un aumento de la presión arterial cada vez que tu jefe camina en tu oficina, puede ser prudente considerar dejarlo.

¿Puedes adaptarte a sus políticas?

La política de la oficina puede ser la perdición de muchos empleados. Si has sido contratado en una estructura muy rigida, será importante evaluar si tus habilidades pueden hacer que funcione. Si las reglas no son tu fuerza, es posible que desees salir antes de encontrarte fallando sin siquiera saber por qué. Si eres bueno en el desarrollo de relaciones y trabajar con diferentes estilos, así como "gestionar", es posible que desees considerar quedarte y ver que puedes hacer en una situación difícil de trabajo.

¿Qué aprenderás si te quedas en este trabajo? 

A veces un trabajo aparentemente equivocado puede llegar a ser una gran oportunidad para aprender nuevas habilidades, estar expuesto a nuevas tecnologías, y ganar experiencia valiosa. ¿Es posible que este trabajo pueda ser un paso hacia un trabajo mejor y más satisfactorio en el futuro? ¿Podría impulsar tu carrera hacia adelante? Si es así, y puedes tolerar todo lo demás, puede valer la pena quedarte.

Si el alcance del trabajo ha cambiado, ¿puede renegociarse? 

Si el trabajo real resulta ser muy diferente de lo que pensabas que sería, es posible que desees hablar con tu jefe para ver si las condiciones de trabajo se pueden cambiar. Si el alcance es demasiado reducido, ¿se pueden agregar más responsabilidades? Si la carga de trabajo es demasiado grande, ¿puedes obtener alguna ayuda? Si el trabajo en última instancia representa un paso hacia atrás y / o estás haciendo el trabajo que no sientes que es por el que postulaste, puede valer la pena buscar en otra parte.


¿Puedes permite salir sin otro trabajo? 

Si tu jefe, el trabajo, las políticas son tan malos que está empezando a afectar tu salud y vida personal, entonces, salir más pronto puede ser lo mejor que deberías hacer. Pero, ¿te lo puedes permitir? Evalúa cuidadosamente tu situación financiera antes de dejar el puesto te ayudará a aliviar los arrepentimientos más adelante. Considera también la motivación que tuviste en tu búsqueda de trabajo antes de en él. ¿Puede resucitarla fácilmente para que se reduzca tu tiempo de desempleo?

La decisión de quedarse o dejar un nuevo trabajo intolerable es difícil. ¿Cuánto tiempo quedarse? es también un dilema. Muchos se han marchado después de dos semanas, para no mirar hacia atrás. Otros se han quedado, sólo para lamentar quedarse demasiado tiempo. Y otros todavía se han quedado y han logrado que todo salga bien. Sólo tu puedes decidir qué es lo mejor para ti y tu situación.

Si respondes honestamente a las preguntas anteriores, seguramente tomarás la decisión correcta para ti. Presta atención a cómo te sientes y lo que el trabajo está haciendo para tu salud y autoestima. Reconoce que cuanto más tiempo permanezcas, podrás añadirlo a tu currículum. Entiende que siempre es una opción  quedarte y buscar empleo al mismo tiempo. Si lo haces, puede ser valioso evaluar tu trabajo, jefe, equipo y requisitos a fin de preparar algunas preguntas para tu próxima entrevista.

Hablar con un amigo o colega de confianza puede ser útil durante este tiempo difícil. Si eliges quedarte y esperar lo mejor, o salir de inmediato y reducir tus pérdidas, ten la confianza que has tomado la decisión correcta. Y sé que independientemente del resultado, la experiencia te ha servido como una excelente oportunidad para el aprendizaje y crecimiento personal que será de gran valor para ayudarte a manejar el resto de tu carrera.






QUIERES RECIBIR EN TU CORREO LAS NUEVAS PUBLICACIONES?

Registra tu email aquí:

Por FeedBurner

Recuerda que para quedar inscrito debes hacer click en el correo que te llegue
No me gusta mi nuevo trabajo ¿debo renunciar? No me gusta mi nuevo trabajo ¿debo renunciar? Reviewed by Mercedes Balda on 6:00:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.